Una buena gestión energética necesita de un adecuado sistema de medida y de un correcto análisis de la información obtenida.  Internet es la herramienta que populariza el acceso a nuestros equipos contadores para la gestión de sus suministros a través de la telemedida.

En este artículo publicamos algunas aplicaciones, funcionalidades y prestaciones que ofrecen estas soluciones de gestión energética.

Equipos de telemedida

La red de medidores y contadores está en plena fase de transformación a equipos digitales llamados también “inteligentes” ya sean para suministros de electricidad, gas o agua.

Esta digitalización via Internet posibilita la conexión en remoto de estos equipos para el acceso y descarga de los datos de consumos instantáneos además de otros parámetros energéticos.

Tipos de contadores de electricidad

La legislación actual (Real Decreto 1110/2007) establece cinco tipo de equipos contadores o puntos de medida y frontera con clientes clasificados por tamaño del suministro en términos de potencia o energía intercambiada:

  • Tipo 1: con potencia contratada en algún periodo sea igual o superior a 1MW y/o energía intercambiada de más de 5 GWh.
  • Tipo 2: con potencia contratada en algún periodo sea igual o superior a 450kW (menor a 10MW) y/o energía intercambiada de más de 750MWh
  • Tipo 3: aquellos que no pueden clasificarse en otra categoría
  • Tipo 4: todos los contadores con potencia contratada en cualquier periodo sea igual o inferior a 50 kW y superior a 15 kW.
  • Tipo 5: puntos situados en las fronteras de clientes cuya potencia contratada en cualquier periodo sea igual o inferior a 15 kW.

Normalmente, las empresas distribuidoras suministran equipos de telemedida para puntos frontera tipo 1 y 2. El coste del alquiler del contador se sitúa en 23,15€ para una tarifa 3.1A (sin telemedida) y de 49,63€ para una 6.1A (opción de telemedida).

Tipos de contadores de gas

Los contadores de gas inteligentes se clasifican por el caudal de medida, siendo los más comunes los de 3 y 6 m³/h, y el resto comprendidos entre 10 y 250 m³/h. El coste del alquiler mensual para estos extremos sería de 0,69 (para el de 3); 1,25 ; 2,64 y de 86,41 euros(caudal de 250), respectivamente.

Soluciones y casos prácticos

A. Telemedida de contadores

Solución de telemedida de suministros eléctricos en tiempo real con software de gestión incluido. Consiste en el acceso, vía módem, al contador fiscal homologado por compañía de distribución para la descarga periódica de los registros de carga del equipo. La solución requiere normalmente de la sustitución del contador por uno propietario. Esto lleva aparejado el consecuente ahorro mensual en la cuota de alquiler, mayores prestaciones derivadas del servicio de gestión energética y el beneficio de poder acceder al equipo de medida en todo momento.

Para ello se emplea un hardware (módem GSM/o conversor de señal) y de software específico que se comunica con el medidor y convierte los datos según el lenguaje estándar con el que se ha programado. Obviamente, será necesario que el contador se encuentre en un emplazamiento con cobertura móvil para la solución de comunicaciones con módem GSM.

Las empresas que ofrecen este tipo de servicios suelen hacerlo bajo la modalidad de renting a 5 años, que incluye los trabajos de instalación, seguro y mantenimiento. Este servicio compensa para suministros con tarifas 3.1A o 6.X, por la cuota mensual de alquiler del equipo contador.

Esta información se envía a través de un bus de comunicaciones a un servidor web que registra la información en la nube. Esta plataforma web está diseñada para detectar cualquier incidencia o oportunidad de ahorro.

El usuario puede acceder al software de gestión a través de cualquier dispositivo (ordenador o móvil). Las principales funcionalidades que permite son:

  • Informes de consumo, reactiva y potencia.
  • Consulta de la curva de carga horaria y cuarto horaria.
  • Análisis gráfico de las variables eléctricas.
  • Información para mejorar la compra de energía.
  • Detecta consumos no deseados.
  • Implementa alarmas para evitar penalizaciones por exceso de potencia o por demanda de energía reactiva.
  • Monitorización para optimizar el suministro.

B. Monitorización autoconsumo

Un contador es un dispositivo de medición que puede incluir las medidas en cuatro cuadrantes, no sólo para el control del consumo consumo si no para la generación. Esto adquiere mayor importancia en la monitorización de granjas fotovoltaicas aunque también para instalaciones de autoconsumo.

Un caso práctico consiste en la monitorización de puntos de recarga de una flota de vehículos eléctricos con instalación fotovoltaica. De esta forma se tiene monotorizado la demanda por carga de vehículo y la energía intercambiada a la red en modo generación.

C. Analizadores de redes conectadon con SCADA

Un caso más profesional consiste en la digitalización del registro y media de consumos para un edificio o industria. Esto es especialmente necesario en el caso de una auditoría energética en donde es necesario  de una contabilidad energética y de un inventario de consumos por sistemas.

Para ello será necesario instalar una serie de equipos, sensores y analizadores de redes para medida de consumos por sistemas consumidores de energía para mettering y submettering. Estos equipos estarán comunicados entre sí a través de una red con diferente protocolo de comunicaciones 

Estos datos en tiempo real se procesan y visualizan en un sistema de gestión SCADA. Esta información puede integrarse con el sistema de control de la planta para automatizar la operación, el mantenimiento o la puesta en servicio de una nueva instalación.